Bicicletas eléctricas y plegables para ciudad

Bicicletas eléctricas y plegables para ciudad

Silenciosa y respetuosa con la calidad del aire urbano, la bicicleta eléctrica está ganando terreno entre los medios de transporte en nuestras ciudades. Un modelo que en  ciertas ciudades Europeas tiene mucho auge, en España cada cada vez se hace más habitual ver personas moviéndose en bicicleta y a su vez las administraciones están apostando cada vez más por este modelo de desplazamiento sostenible.

Aunque todavía se utiliza principalmente como vehículo individual monomodal, podría ocupar rápidamente un lugar importante en los viajes que utilizan tanto el transporte público como el transporte público, gracias a su versión plegable.

bici-electricia-para-la-ciudad

El coche eléctrico su vez está emergiendo como una solución para recuperar el aire sano a la ciudad, pero los problemas de coste, autonomía, impacto en la red eléctrica y gestión de baterías no hacen que sea todavía la solución ideal. La bicicleta eléctrica es la alternativa, menos consumidora de litio y energía que los scooters y los coches eléctricos. Por el mismo nivel de silencio e independencia del petróleo.

Así, la bicicleta eléctrica asistida  puede satisfacer una necesidad de movilidad en rutas que van desde unos pocos kilómetros hasta unas pocas docenas de kilómetros por día. La mayoría de las bicis comercializadas desde su introducción han sido modelos de ciudad. Pero al igual que la bicicleta convencional, la bicicleta eléctrica cumple con expectativas mucho más amplias.

La oferta de mercado es cada vez mayor en bicicletas plegables y bicicletas eléctricas,  como en la tienda online Retto con 9 años de experiencia y 11 mecánicos en su plantilla, que ofrece todas las garantías para la compra de este producto por internet.

Frenos: falta de espacio y riesgo de robo de la bicicleta

La bicicleta eléctrica en la ciudad todavía tiene algunas desventajas que impiden a algunos de los usuarios potenciales de dar el paso. El tamaño de la propia bicicleta, ya sea eléctrica o puramente mecánica, es uno de los principales obstáculos.

¿Dónde guardar tu bicicleta cuando vives en una vivienda estrecha, sin garaje o patio privado, con escaleras o, en el mejor de los casos, con un pequeño ascensor? Dejarlo en la calle siempre es un riesgo. Según muchos minoristas de bicicletas, el miedo al robo es otra barrera que surge regularmente cuando un cliente está pensando en invertir en una bicicleta de estas características. La elección de un modelo plegable responde parcialmente a los problemas de tamaño y almacenamiento. Y esto abre la puerta a interesantes combinaciones de transporte.

La demanda de bicicletas eléctricas plegables provenía principalmente de personas que vivían en apartamentos sin trastero y/o sala para guardar las  bicicletas o con un pequeño ascensor, y propietarios de autocaravanas que buscaban un vehículo adicional cómodo pero compacto, para moverse dentro de un radio de acción adecuado.

Para este último, varios fabricantes han estado trabajando en el diseño de modelos plegables para todos los terrenos. Los hemos visto aparecer desde hace algunos años modelos con ruedas mas «gordas».

¿Bicicletas plegables como solución?

bicicleta-plegable-ciudad

Recientemente, ha habido una creciente demanda de viajeros, residentes de áreas periurbanas que trabajan o estudian en un lugar un poco más alejado de la misma área urbana. En las grandes áreas metropolitanas, el uso del automóvil se convierte rápidamente en una pesadilla. El transporte público está ahí para abordar parte del problema. Pero la intermodalidad no siempre es perfectamente flexible para acomodar bicicletas eléctricas de gran tamaño. Especialmente en trenes o autobuses durante las horas pico.

Aquí es donde las bicicletas eléctricas plegables empiezan a jugar un papel interesante. Para estos perfiles, se comercializan bicicletas más compactas y ligeras, con un sistema eléctrico integrado que incluye la batería, con el fin de distribuir el peso de la forma más uniforme posible y facilitar la operación de elevación en escaleras o vagones. Pero todavía queda mucho trabajo por hacer en el problema del peso, que es extremadamente difícil de comprimir si queremos mantener otras características cruciales como la autonomía y la potencia. La tecnología existente, en particular la química de las baterías, sigue siendo un factor limitante. Aunque en los últimos años se ha avanzado rápidamente.

La Bicicleta plegable, el eslabón perdido para ampliar el alcance.

El uso de la bicicleta eléctrica plegable asistida en las grandes ciudades combina todas las ventajas de la intermodalidad. La bicicleta se utiliza por primera vez desde el lugar de residencia hasta la estación de salida. No permanecerá aparcado todo el día en el aparcamiento de bicicletas con todos los riesgos que esto puede conllevar. El pasajero puede acceder al  tren con su bici. De este modo, el trayecto más largo del viaje se recorre rápidamente en este tramo de ferrocarril. En la estación de llegada, el ciclista no tendrá que esperar un autobús que no coincida necesariamente con la llegada del tren. Desplegará su bici para llegar directamente a su lugar de trabajo, sin sudar. La bicicleta puede incluso ser colocada en la oficina.

La ventaja radica también en la flexibilidad de las rutas. El viaje de casa al trabajo es una rutina que se puede romper libremente. Ya sea para abrirse a multitud de rutas alternativas, para tareas administrativas, para hacer algunas compras o para disfrutar de actividades culturales…. con total independencia. De camino a casa, no hay nada que nos impida visitar a la familia, incluso si eso significa hacer un desvío de varios kilómetros: la batería está ahí para liberar la energía que ya no tenemos en nuestro cuerpo al final de un largo día», explica.

bici-plegable-para-la-ciudad

 

¿Por qué debería interesarte la bicicleta eléctrica?

La aparición de modelos equipados con motor eléctrico tendrá un impacto duradero en la relación entre el hombre y la bicicleta. Desatendida en favor del automóvil en las sociedades occidentales de la segunda mitad del siglo XX, la bicicleta se limitaba principalmente a las actividades de ocio, al deporte, a la juventud, a los pobres…. O a unas pocas personas irreductibles convencidas de que la pequeña reina es la solución a los problemas de transporte de las grandes ciudades. La asistencia eléctrica ha dado una nueva vida a la bicicleta como herramienta de viaje diario. Pone de nuevo en pie a las personas que son reacias a enfrentarse al esfuerzo o a sudar en su destino. Las distintas autoridades locales,  también ha decidido dar un impulso a los compradores de bicicletas añadiendo carriles bicis y estacionamientos adecuados.

La movilidad eléctrica es la única, aparte de la movilidad puramente muscular, que logra el objetivo de cero emisiones en el área de uso. Este es un punto crucial para limitar la contaminación atmosférica urbana. Los seres humanos se han acostumbrado a la sensación de libertad que proporcionan los vehículos individuales. Una sensación protegida por la bicicleta eléctrica.

POSTS RELACCIONADOS

Cómo hacer un Kettlebell Swing   Si quieres aprender a hacer un swing de kettlebell, lo primero que debes saber es que probablemente no deberías copiar a la gente que ves ha...
¿QUE STEP COMPRAR? CLAVES PARA COMPRAR UN STEP Dentro del mercado del gimnasio hay multitud de ofertas y marcas que ofrecen productos similares y que no es fácil decidi...
10 OBJETOS DEL DIA A DIA QUE TE AYUDAN A PRACTICAR... Con el agitado ritmo de vida en estos dias, es cada vez más difícil encontrar tiempo y voluntad para ir al gimnasio o practicar un deporte. Con tantas...
BOLSAS Bolsas de golf baratas: Nuestra comparación Por muy noble que parezca este deporte, el golf requiere una cierta cantidad de equipamiento que tran...
error: Content is protected !!